sábado, 20 de diciembre de 2008

Otra vez sobre el torero de Sevilla

Me preguntaron meses atrás cual era, según mi criterio, el torero de Sevilla en la actualidad y yo, recopilando datos en la memoria, me atreví a opinar diciendo que debo partir de la época dorada de Joselito y Belmonte. Porque entonces Sevilla no tenía un torero, sino dos, que la tarde aciaga de Talavera de la Reina dejó limitado a uno. No se sabe cual llevaba más gente a la plaza. Tanta afición llenaba los tendidos que, como es sabido, el torero de Gelves supuso que había para dos cosos y patrocinó la Monumental que compitió poco tiempo con la Maestranza .

Cuando faltó Joselito, Belmonte fue el torero de Sevilla, pero sin olvidar nunca al torero muerto.

Un espada que llenó la etapa siguiente signada por la tragedia de Talavera fue Ignacio Sánchez Mejías, además de matador presidente del Betis,autor teatral, presidente provincial de la Cruz Roja de Sevilla y contertulio de los mejores poetas de la generación del 27.

Al morir Ignacio como consecuencia de la cornada de Manzanares,se quedó solo Chicuelo que estaba con él en lo más alto del escalafón, el autor de las chicuelinas, cuya forma personalísima de interpretar las suertes llenaba, según escribían los cronistas de la época, de aroma, arte, talento y gracia la plaza entera. Manuel Jiménez concedió la alternativa a Manolete que fue el triunfador absoluto de la Feria de 1940. Pero ese año, el quince de agosto, tomó la alternativa Pepe Luis Vázquez y, desde entonces hasta su retirada, hizo suyo el cetro.

Creo que de Pepe Luis hay que saltar a Manolo González e inmediatamente a Curro Romero que ha ocupado el puesto máximo en las preferencias de los sevillanos desde que debutara en la Maestranza en mayo del cincuenta y siete, tres años después de haber iniciado su andadura profesional, hasta que se retirara por sorpresa, entrado el otoño del año 2000. A su lado han brillado luminosos astros del universo taurino nacidos en Sevilla o en los pueblos de su alrededor y queridos y encumbrados por la afición: Diego Puerta y Paco Camino en los sesenta… Espartaco, monarca del toreo de su tiempo, desde los ochenta, saliendo por la Puerta del Príncipe cinco veces, las mismas que Curro… Manolo Vázquez tras su espectacular reaparición…

Después de la retirada del Faraón de Camas, que concedió quince alternativas en el Coso del Baratillo y compartió muchos carteles primero con los padres y luego con los hijos, Morante y el Cid son hoy los más claros aspirantes a ocupar el trono vacío.

Morante es de la Puebla. El Cid, de Salteras. En muchos ciclos taurinos, el torero de Sevilla no ha salido de la capital sino de alguno de sus pueblos cercanos.No se olvide que la primera oreja que se cortó en la Maestranza, el 30 de septiembre de 1915 , fue a las manos de Joselito el Gallo, que era de Gelves.

Su competencia con Belmonte fue tan extrema que la empresa los enfrentó mano a mano en reiteradas ocasiones. Y tanto tirón tenían estos carteles que había que duplicarlos. De esta forma se enfrentaron a encierros de Santacoloma y Gamero Cívico los días 18 y 19 de abril de 1915 y repitieron el 23 y el 26 del mismo mes del año siguiente con toros de Albaserrada en el primer cartel y de Murube en el segundo.

La historia parece que quiere empezar a repetirse.Morante y el Cid lidiarán mano a mano la corrida de toros de Victorino Martín en la próxima Feria de Abril de Sevilla. Una gran noticia que,como seguramente conocen ya los lectores de estas líneas, acaba de desvelar la empresa Pagés en un encuentro con los medios de comunicación, celebrado en la finca de Pedro Trapote en El Castillo de las Guardas en el que estuvieron presentes los gerentes de la Empresa, Eduardo Canorea y Ramón Valencia, el ganadero Victorino Martín y los espadas.

Los dos intérpretes más cualificados de dos concepciones diferentes del arte de torear del actual momento de la Fiesta olvidan pasajeras rencillas y abren un capítulo nuevo. Morante ha dicho de él que es “más fructífero para Sevilla y para el toreo”. El Cid, que “a la afición hay que darle tardes como ésta”. Que así sea.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Te olvidas de Pepin Martin Vazquez, ¿por qué no le dedicas un articulo a él solo, José Luis?

José Luis Garrido Bustamante dijo...

Sí,llevas razón. Y antes a "El Espartero" que no cultivaba el toreo de orfebrería preciosista asimilado a los espadas crecidos a la sombra de la Giralda,pero que,a
pesar de sus carencias técnicas,se alzó sobre su valor como ídolo de
multitudes.
Empezaré por él.Gracias por la sugerencia.Un abrazo.

ñoño dijo...

Me parece algo acertadisimo este cartel que la empresa ha firmado, solo ruego que no llueva.....


Pd.Ignacio Sanchez Mejias era completisimo, no le faltaba de nada, bueno le sobraba una cosilla, jejejeje.

José Luis Garrido Bustamante dijo...

La biografía que escribieron Antonio García Ramos y mi antiguo director en Televisión Francisco Narbona lo pone bien de manifiesto.Prez cordobesa y ángel sevillano que completara Gerardo Diego.